27 ene. 2014

TRABAJAR CASI POR GUSTO (Esto me duele)


Son muchos los testimonios que hemos recogido del pueblo que  sufre.
Sufre al ser esclavizado por unas condiciones de trabajo indignas, cuyo objetivo es el lucro de unos pocos.
Este sufrimiento nos tiene que conmover como cristianos, llegar a lo mas hondo de nuestro corazón; lo mismo que el Padre se conmovió con el sufrimiento del pueblo en Egipto. Es bueno releer el libro del Exodo, para sentirnos interpelados:
“He visto la opresión de mi pueblo en Egipto, he oído sus quejas contra los opresores, me he fijado ante sus sufrimientos. Y he bajado para liberarlos de los egipcios…” (Exodo 3, 7-8)
A través de Moises, Dios se dirigió al pueblo, y el pueblo se puso en marcha y se rebeló contra la esclavitud.
Es el momento de decir BASTA

No hay comentarios:

Publicar un comentario